jueves, diciembre 12, 2013

EL "BIG POND" DE SAN ANDRÉS

BIG POND - SAN ANDRÉS
... Era una tarde de setiembre, acabábamos de visitar la "Cueva de Morgan", nos dijeron que podíamos llegar caminando y subimos sin problema, pero al estar arriba el sol se hacía insoportable,  y lo que en un primer momento parecía un camino corto se tornó largo y tedioso, caminábamos por una travesía, era nuestro penúltimo día en San Andrés, la curiosidad por conocer todos los lugares mas atractivos de esta pequeña isla del caribe nos daba ánimo en seguir adelante... En el camino por nuestro lado izquierdo apareció un muchacho con un cordial saludo: ¡Hola!, ¿cómo están?, ¿de dónde son?; con las precauciones del caso de estar en un lugar desconocido, correspondimos al saludo, con la tranquilidad de no dar muchas pistas de a donde nos dirigíamos, pero se le notaba sonriente y nos empezó a contar sobre su familia, sobre su pequeño hijo al que acababa de ver, también de lo importante que era el turismo para la isla, aseveraba que la finalidad de cada nativo era mostrar al turista todos los atractivos de San Andrés y así mismo hacerles sentir bien porque de ello vivían, todo eso era una realidad y una verdad... ; nos dijo que por allí cerca estaba "Big Pond", un lugar que poca gente que llegaba a la isla visitaba (acertó nosotros era lo que queríamos ver), nos decía que él trabajaba en un bar de allí y que no le importaba enseñarnos como llegar; mientras caminábamos se saludaba con la gente del lugar, diciéndoles a ellos que nos llevaba a conocer el lago, nos hacía sentirnos importantes, indudablemente supo crear un clima de confianza y nos atrevimos a seguirle, se convirtió en nuestro guía; el muchacho parecía tener algunas aptitudes que hacen que la gente como él sea emocionalmente inteligente para mostrarnos su cultura, su forma de vivir,  desde otra óptica era un gran vendedor con aptitudes para trabajar en cualquier empresa cuya misión principal sea hacer sentir bien al cliente...

Casa Típica - San Andrés
Llegamos al lugar, las vistas del lago eran impresionantes, en las aguas habían un tipo de caimanes (babillas) que salían de su recinto cuando les ofrecías pan, a ambos lados estaban dos casas típicas que simbolizaban las construcciones oriundas del lugar, eran de paredes de madera con un techo que parecía de hojalata, estaban elevadas del suelo en unos 50 centímetros aproximadamente con unos parantes de madera que suponemos eran para no inundarse en épocas de lluvia, las casitas tenían sus balcones de madera rústicos y simples pero atractivos; allí estaba el tío del muchacho y otros familiares que tenían el pelo largo (tener el pelo así en el argot popular se llama "tener rastas"); su tío muy amablemente nos mostró el resto del lago y su casa del otro lado. Había otra casita que funcionaba de Bar, en la que atendía nuestro famoso amigo "Dany", el equipo de música sonaba tan fuerte con la música que es muy popular en los jóvenes nativos de la isla, me pareció que era reggae, inclusive en la decoración del interior estaba lleno de alusiones a "Bob Marley" y en las afueras una bandera de Jamaica; nuestro nuevo amigo nos ofreció consumir algo dentro del Bar, desde luego eso nos dijo que no era una obligación porque sabía que nosotros queríamos conocer el lago, pedimos beber agua de coco, pero mas que beber queríamos comer y fuimos sinceros, pensábamos que en el lugar no había comida, aparentaba que no...; entonces nos sorprendió, se ofreció a traernos comida casera y nativa, mientras nosotros contemplábamos la belleza del lugar y nos resguardábamos de la lluvia, salió corriendo del lugar; ...minutos mas tarde apareció con comida, era como si hubiera ido a un "burger" nativo, en una bolsa correctamente ordenada y limpia traía comida: pescado frito con arroz, sopa que se acompañaba de pan de fruta, uno de los frutos campestres del lugar (el "pan de fruta" es el fruto sacado de unos árboles grandes, verdes y frondosos que crecen allí; son fuente de carbohidratos, proteínas, fibra, vitaminas  y minerales); además en dos bolsitas pequeñas trajo jugo de maracuyá, otro de las frutos típicos del trópico. Fue especialmente emocionante almorzar con unas vistas excepcionales, en un bar en forma de "bohío", como si estuvieras en plena selva amazónica con la naturaleza del lugar en tu entorno, una bonita experiencia para aquellos que gustan de los viajes simples y de aventura...

Nosotros pasamos una bonita tarde, "la negrita" y yo disfrutamos de un momento muy significativo; "Big Pond" es un lugar diferente a todos los atractivos que hay en la Isla de San Andrés, es bonito, sin embargo con un poco mas de difusión e inversión en el lugar podría llegar a ser mas asequible al turismo. San Andrés es una isla del caribe, con muchos atractivos, es uno de los lugares mas lejanos de Colombia, para mí es uno de los mas bellos que hay en ese país...
 

Fotos: AR Rios y LMery Oviedo, Big Pond - San Andrés (Colombia, setiembre 2013)
Amilcar Rios Reyes .




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada